Venezuela, del Ocaso al Amanecer de la Nueva Sociedad…

a ban amanecer

Venezuela sin duda en estos momentos pasa por un tornado político y social muy grande como ninguno en toda su historia, la lucha política entre ambos bandos por el poder solo ha traído division, atraso y odio, un todos contra todos, tan grande es la sed de poder de los sectores políticos acá en este gran país que nos han sumido a todos en una guerra sin cuartel que contaminándonos con odio cual virus, no hemos vacilado en pelear con nuestro hermano para defender lo que no merece ser defendido, jamas veré nada mas inicuo y sin sentido que discutir sobre el paisaje político, sobre quien es inocente y quien es culpable, sobre quien tiene mejores intenciones y quien no, es la conversación mas estéril y estúpida que puede haber y sin embargo mas de una vez me he visto sumergido en una de esas tertulias donde no tarda de salir aflorar el odio y las únicas y egoístas intenciones de cada quien de querer tener la razón sobre el tema y alzarse sobre los demás como la persona mas razonable sobre ello, un vil acto de egolatría creo yo, ese mismo ego que nos sumerge en la intolerancia en el calor de la discusión grupal sobre este tema. Alguien que viva tranquilamente en otro país libre del odio político podría pensar que es una exageración, pero nada mas triste que esta realidad nuestra que nos ahoga, esta realidad diaria donde aparte de todos los inmensos problemas para subsistir que enfrentamos día a día debemos sumarle el odio sin razón entre hermanos que ha carcomido nuestra sociedad durante años desde que esta hecatombe política comenzó.

A diario solemos leer principalmente en las redes sociales noticias de carácter político acá en Venezuela sobre uno u otro acontecer diario, declaraciones desatinadas de personeros del gobierno, oposición y situaciones de caos con respecto al desabastecimiento que tanto nos afecta últimamente, no puedo entender como la población puede albergar tanto odio y deseos de muerte contra su semejante, leen sin investigar, leen en estado de beligerancia para responder, para difundir y no para analizar y tratar de entender, no puedo decir que todos pero si una gran mayoría, las personas tratan de informarse día a día  pero no logran ver mas allá de la información y entender de que va el mundo, muy a pesar de leer el echo noticioso andan desinformados, no es de extrañar que esta sociedad este en decadencia y tengamos una perdida sumamente preocupante de valores. Yo entiendo que cada uno de nosotros desee dar su opinión sobre todo este asunto, que ahora el tema de la política y el gobierno no falte en ninguna conversación del Venezolano aquí o fuera, esto obedece a que ese tema del que tanto insistimos en conversar nos ha afectado muchísimo, ha cambiado nuestras vidas de una forma muy drástica, nuestra calidad de vida ha ido en detrimento, pero jamas eso sera razón para profesar odio vomitando improperios contra nuestro hermano o ser humano alguno, jamas sera una razón para que reine la intolerancia entre nosotros maldiciendo a tal o cual político, dividiendo quien es el aliado y quien es el enemigo, ignorando el poder de la palabra que construye y destruye, yo me resisto a maldecir y desearle la muerte a nadie, ni del gobierno ni de la oposición, la negatividad y el deseo de muerte nunca traerá nada bueno al espíritu, si se tiene odio en el corazón es lo que nuestra personalidad irradiara, aquí tristemente he sido testigo entre mis amistades de fuertes comentarios intolerantes con relación al gobierno, argumentando que la muerte es una solución propia para ellos, otros afirmando que Chavez esta en el infierno retorciéndose, burlándose de su muerte, haciendo todo tipo de comentarios inhumanos, que dice mucho de ellos como personas, convirtiéndose espiritualmente en eso que dicen odiar, no defiendo a nadie en esta guerra de odios vacíos entre ambos grupos, tampoco defenderé posturas con sueños criminales disfrazados de ansias de libertad, jamas podrás combatir al criminal convirtiéndote en uno o soñar con serlo.

Una vez leí en el libro de Urantia una enseñanza de Jesús que decía que una agresión verbal podía ser desviada con una respuesta dulce, el intolerante podría decir que no perderá el tiempo en semejantes tonterías y preferirá seguir en una guerra contra su hermano, amigo o vecino sobre la misma diatriba de el gobierno y oposición, pero yo creo firmemente en esta enseñanza, la he puesto en practica y ha funcionado, digo esto al mismo tiempo confesando que dicha enseñanza aprendida hace algunos años atrás ya la había olvidado y deseo enormemente retomarla. El Odio tiene repercusiones graves en nuestra personalidad a nivel espiritual aunque no lo notemos, de ahí el gran problema de vivir con la conciencia dormida, por muy terribles o nocivos que nos parezcan nuestros actuales gobernantes, por mucho que no nos gusten, no quiere decir que nos llenemos de odio intransigente contra todo el que no piense como nosotros, ignorando totalmente la diversidad de pensamientos, yo en lo personal debido ha toda esta situación que tanto nos ha afectado suelo molestarme y pensar que los que nos gobiernan son unos sucios que deberían dejar sus puestos de inmediato, me permito pensar que son unos sucios que es un insulto que responde a mi malestar sabiendo que eso esta mal, pero jamas me llenare de odio y sed de muerte, ¡¡¡nunca!!! no seria yo… tengo grandes esperanzas de que los venezolanos nos llenemos de razón, lo que des a tu semejante odio o amor se te multiplica, debemos relajarnos y tratar de sobre llevar esto de la mejor forma posible.

Como una gran mayoría, he sentido tanta ofuscación, tanta impotencia, por esta situación de nuestra Venezuela, en este momento un país en estado muy precario, sufrimos mucho este caos de desabastecimiento general, mega inflación, mega inseguridad, la casi total ausencia de ley, la casi imposible posibilidad de construir futuro, todo eso me desanima, me estresa, se que esto a traído problemas incluso psicológicos a muchísimas personas aquí, la mayoría de las veces trato de entender lo mas que me permite mi corta mente esta situación tan fuera de lugar en nosotros, eso que nos ha descompuesto tanto. ¿por que debemos dejar que el odio vació gane terreno de esta forma? y a un costo tan grande como lo es el afecto o el amor hacia nuestro semejante y hermano, algo que puede marcarnos de por vida, porque mejor no tratamos de ser un faro, si no de amor, al menos de armonía, buenas costumbres, fraternidad, educación y buena vibra, es tan fácil… y no nos costaría absolutamente nada… ser un faro para los que caminan en esa oscuridad y no un virus que dispersa mas odio enfermando cada vez mas y mas, siempre he tenido presente que como sociedad somos un niño quemando etapas, que estamos en proceso de evolución, y que llegaremos en su debido momento a esa etapa de madurez en la que otras sociedades están mas adelantadas, después que pasemos esta mala temporada de la que debemos aprender mucho y aprovechar para crecer como sociedad, no hay duda que ese día llegara, mientras tanto no dejemos que nuestro ego se tome de la mano con la idiotez y drenemos nuestros odios en ese fenómeno de la era moderna que son las redes sociales, mejor usarlas para lo positivo, funciona, haz la prueba…   ¿quieres un mejor País?  el país lo hacemos todos, no los políticos.

 

Miguel Angel Carrera Farias.  Venezuela.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s